¿Tienes una erupción en la piel que apareció de forma aguda? ¿Te pica mucho? Es posible que se trate de alguna alergia. Hoy te explicamos todo sobre las alergias en la piel para que puedas identificarlas y tratarlas a tiempo y de forma correcta para evitar complicaciones.

¿Qué son las alergias en la piel?

El término hace referencia a aquellas enfermedades de la piel donde un alérgeno (cualquier partícula que provoque alergias) es capaz de estimular al sistema inmune y causar irritación.

La Academia Americana de Alergias, Asma e Inmunología (2020) describe 4 tipos de alergias en la piel. Estas son el eczema o dermatitis atópica, la dermatitis de contacto, la urticaria y el angioedema.

Eczema o dermatitis atópica

La dermatitis atópica es una de las alergias en la piel. Es un problema crónico y multicausal donde interviene la exposición a alérgenos y factores ambientales. No obstante, también existe una predisposición genética y una función inadecuada de las capas externas de la piel. Este trastorno es más común en niños y en personas con antecedentes personales o familiares de asma y rinitis alérgica (Gonzalez, 2019).

En la fase aguda, aparecen parches rojos o rosados con apariencia húmeda y descamativa. En niños grandes, aparecen en los pliegues y el cuello. Para el caso de los lactantes, pueden verse en el rostro, cuero cabelludo y cuello. Estas lesiones pueden acompañarse de infecciones en la piel (Gonzalez, 2019).

Durante la fase crónica se evidencian áreas secas y engrosadas de la piel. Esto se debe a la fricción y rascado excesivo (Gonzalez, 2019).

Urticaria y angioedema

Estas alergias en la piel pueden aparecer como reacción a sustancias tópicas, alimentos o medicamentos. Los desencadenantes más comunes son polen, picaduras, consumo de mariscos y uso de algunos medicamentos (MedLine Plus, 2019).

En la urticaria el síntoma característico son los habones. Son lesiones grandes y planas de color rosado y bordes irregulares que aparecen en cualquier parte del cuerpo. Pueden cambiar de forma o posición a lo largo del día. También hay dermografismo, que no es más que la aparición del habón en cualquier sitio donde se haga presión con el dedo (MedLine Plus, 2019).

Por otra parte, el angioedema implica la inflamación de los tejidos más profundos, por lo que se evidencia mayor inflamación. Las áreas más afectadas son ojos, boca, manos y pies. Asimismo, el edema puede acompañarse de dificultad respiratoria y constituye una emergencia (MedLine Plus, 2019; MedLine Plus 2020).

Dermatitis de contacto

Esta dermatitis ocurre por contacto directo sobre la piel con el alérgeno o producto irritante. Este puede ser un jabón, un shampoo, un producto de limpieza, pinturas de uñas e incluso por exposición excesiva al agua (Mayo Clinic, 2021). Este problema puede aparecer en todos los tipos de piel.

También puede aparecer cuando se usa el irritante y se expone la piel al sol; en este caso se denomina dermatitis de contacto fotoalérgica (ACAAI, s.f.).

Entre los síntomas que puedes presentar están (Mayo Clinic, 2021):

  • Picazón intensa.
  • Sensación quemante o ardor.
  • Zona enrojecida, agrietada con costras, ampollas o pequeñas pápulas.

¿Cómo diferenciarlas de otros trastornos de la piel?

A veces resulta complejo diferenciar las alergias en la piel de otras enfermedades como la psoriasis o la dermatitis seborreica. Aquí hay algunas claves (Gonzalez, 2019):

  • Dermatitis seborreica. Se presenta en áreas de mayor producción de sebo (cuero cabelludo, frente, nariz y espalda).
  • Psoriasis. Las lesiones tienen escamas gruesas y blanquecinas y aparecen generalmente sobre las articulaciones (codos, nudillos o rodillas).

¿Qué hacer frente a una alergia cutánea?

Lo primero que debes hacer ante las alergias en la piel es evitar el rascado.  Rascarte solo causará mayor irritación y, en algunos casos, microlesiones en la piel lastimada que pueden posteriormente infectarse. Esto complicaría mucho más el problema (Mayo Clinic, 2021).

Por otra parte, es importante suspender el producto o comida que te causó la reacción alérgica.  El uso de cremas hidratantes neutras y sin perfume puede mejorar la sensación de sequedad (AAAAI, 2020; Mayo Clinic 2021).

Asimismo, puedes apoyarte en el agua de avena y el aloe vera o geles y cremas que los contengan para aliviar el picor y ardor en la piel. Ambos ingredientes tienen propiedades antiinflamatorias que ayudan a reducir la irritación (Frothingham, 2018).

¿Cuándo acudir al especialista por alergias en la piel?

Lo ideal es consultar siempre con el especialista ya que todas estas afecciones requieren de tratamiento médico para mejorar. En líneas generales el tratamiento de las alergias en la piel consiste en:

  • Dermatitis de contacto. Mejora con corticoides tópicos y solo en caso de infección requieren antibióticos (Mayo Clinic, 2021).
  • Urticaria y angioedema. Ameritan el tratamiento oral o endovenoso con antialergicos y corticoides. El angioedema es una emergencia médica cuando se presenta con dificultad respiratoria (MedLine Plus, 2019; MedLine Plus, 2020).
  • Dermatitis atópica. Requiere el uso de agentes humectantes, corticoides tópicos o fármacos que regulan la actividad del sistema inmune. Todo junto a estrictas medidas higiénicas para prevenir las crisis (Gonzalez, 2019).

Recuerda que ninguno de estos tratamientos debe usarse sin prescripción médica.

Las alergias en la piel son problemas bastante comunes que se caracterizan por aparecer tras el contacto con un agente irritante. La mayoría requiere de tratamiento médico para mejorar, por eso lo ideal es que acudas a consulta para iniciar la terapia adecuada.