¿Has notado cambios de coloración en tu cara o cuerpo? ¿Tienes idea de a qué se debe? Te explicamos lo más esencial sobre las manchas en la piel, cómo se producen y cuál es su tratamiento.

¿Qué son las manchas en la piel y cómo se producen?

Las manchas en la piel se definen como aquellas áreas donde hay un cambio de coloración; la piel puede tornarse más clara o más oscura (MedlinePlus, 2020). La forma más fácil de clasificarlas es con base en su coloración:

Lesiones hipopigmentadas

Se le llama manchas hipopigmentadas a aquellas que son más claras que el tono de tu piel. Estas se producen porque existe una cantidad baja de melanina (un pigmento cutáneo) en una zona pequeña o grande. Las hipopigmentaciones pueden aparecer a causa de (Díaz, 2014; Das, 2021):

  • Infecciones como pitiriasis versicolor o enfermedad de Hansen (lepra).
  • Trastornos autoinmunes y procesos inflamatorios.
  • Una reacción a ciertos químicos como el arsénico, el mercurio o la tretinoína.

Lesiones hiperpigmentadas

Estas son todas aquellas marcas que son más oscuras que el tono de tu piel. La hiperpigmentación se debe a que existe una cantidad excesiva de melanina en un área determinada (Das, 2021).

Esta coloración oscura se debe principalmente a la exposición a la luz solar sin protección. Sin embargo, también puede aparecer por cortadas o quemaduras, procesos inflamatorios, acné o crecimientos anormales en la piel. Las lesiones hiperpigmentadas más comunes son: melasma, léntigos y manchas seniles.

Es importante recalcar que las ojeras no aparecen por el depósito excesivo de melanina. Aquí influye la calidad de la piel, el aumento de la vascularización en la zona y el depósito de ciertas moléculas corporales (Vrcek et al., 2016).

Manchas en la piel malignas

Por lo general, las manchas en la piel son solo problemas estéticos, pero en algunos casos pueden ser la primera señal de un cáncer de piel tipo melanoma. Recuerda que las manchas con características malignas son aquellas que cumplen alguno o todos estos requisitos (AECC, s.f.):

  • Forma asimétrica al realizar una línea imaginaria justo en el centro de la pigmentación.
  • Bordes irregulares o picudos.
  • Crecimiento rápido.
  • Coloración irregular, es decir, se observan varios tonos en un mismo lunar.

Acude al dermatólogo en caso de que evidencies alguna de estas características en tu piel.

Tratar y prevenir las manchas en tu piel

Cuando se trata de manchas en la piel, es mejor prevenir que lamentar. Por eso el cuidado de la piel es esencial.

La recomendación es que uses protector solar a diario y evites exponerte al sol si estás consumiendo algún medicamento que pueda aumentar la sensibilidad de tu piel.

La vitamina C es un ingrediente importante en las fórmulas cosméticas. Esta actúa como antioxidante reduciendo el daño de la luz solar sobre la piel (Pullar et al., 2017). La vitamina E tiene un efecto similar sobre la piel.

Debes saber que no todas las manchas van a desaparecer, algunas solo pueden disimularse. Esto depende de la capa de la piel donde se ubique, las pigmentaciones superficiales tienen mejor pronóstico (De Pietro, 2019).

Tratamiento médico y cosmético

Cuando el dermatólogo confirma que la hipopigmentación se debe a una infección por hongos o pitiriasis, va a indicarte cremas y lociones a base de ketoconazol (MedlinePlus, 2020).

Si se trata de manchas oscuras, puede recomendarte un tratamiento tópico con productos despigmentantes como (Das, 2021; Desai, 2014):

  • La niacinamida evita que la melanina se deposite en la piel y cause la mancha.
  • El ácido azelaico, ácido kójico y ácido glicólico. Impiden la formación de la melanina y producen una leve exfoliación de las capas más superficiales de la piel.
  • La arbutina también evita la formación de melanina.
  • Los corticoesteroides.

Debes tener cuidado con la hidroquinona, ya que este principio activo puede generar efectos adversos como irritación y pigmentación de rebote al suspender su uso. Además, aún se desconoce si pueden aumentar el riesgo de cáncer (Schwartz et al, 2021).

Lo ideal es que el dermatólogo evalúe tu situación y te indique el tratamiento correcto.

Remedios naturales

También existen algunos remedios naturales que puedes usar para disminuir la apariencia de las manchas oscuras. Estos son el ácido azelaico, la soya, el ácido elágico o los extractos de regaliz. Todos ellos impiden la formación y/o el depósito de la melanina, y, por ende, ayudan a disminuir las pigmentaciones. Se aplican de forma tópica sobre la piel de forma progresiva para evitar irritaciones.

Como puedes ver, las causas por las cuales aparecen las manchas en la piel son muchas. Por eso, su tratamiento es complejo y puede incluir tratamientos médicos tópicos e incluso remedios caseros. Te invitamos a consultar al dermatólogo cuál es la terapia indicada para ti.